Xataka
Contenidos contratados por la marca que se menciona

+info

¿Puede un fabricante de tecnología de Corea del Sur apadrinar un género musical, exportar un movimiento patrio cada día más internacional? Desde luego que sí. El smartphone es la plataforma líder en consumo musical. El medio, Youtube. El 85% de los usuarios de Youtube lo utilizan para escuchar música.

Y el formato, streaming: hasta el 75% de la música que se consume a través de internet es mediante streaming. Lo que redunda en más horas de consumo que nunca, gracias a la inmediatez. Un adulto promedio en 2015 escuchaba semanalmente 23,5 horas de música. 26,6 horas en 2016. En 2017 subimos hasta las 32 horas.

Y si hay un estilo musical que ha trascendido barreras, que puede ser entendido fuera de su marco geográfico y generacional, ese es el kpop, capaz de enamorar a millones de jóvenes hasta arrasar en los Billboard o que la revista TIME afirme que los integrantes de BTS sean más influyentes en internet que las Kardashian. Una influencia para el resto de estrellas mediáticas. ¿Qué tiene de especial esta relación entre formato y resultado?

El smartphone en tiempos de kpop es indispensable. Y el kpop se ha erigido como la música que mejor habla de las vibraciones adolescentes. La actual es la generación más musical. También la más visual, los instagrammers lo saben bien: no olvidemos que también ha sido tildada de “generación selfie”, ya que esta generación vivirá una media de 27.375 días y tomará una media de 25.700 selfies, ahí es nada.

Un mensaje claro y sin fecha de caducidad

 

«No te dejes atrapar en el sueño de otra persona». «Somos demasiado jóvenes e inmaduros para rendirnos». O «Creo en mí mismo. Mi espalda duele para que mis alas puedan brotar».

Estos son algunos de los muchísimos lemas que declaman los artistas kpop. Frases sencillas de reivindicación enfocadas a la generación Z —sí, esa que vive pegada al móvil, ¿o aún no nos hemos reconciliado con nuestros hábitos?—, lo suficiente ambiguas para que se identifique la máxima cantidad de personas, especialmente jóvenes que persiguen sueños a cualquier precio y reconocen que miedos y certezas no son para siempre. «Tú eres tú, después de todo».

El factor social del kpop nos recuerda que hay más que letras de amor, rimmel y purpurina.

Aunque el verdadero mensaje habla de no relativizar relaciones, sino convertirlas en el núcleo y vivir a través de ellas, sin prejuicios, las bandas kpop van mucho más allá de lo obvio. El factor social del kpop nos recuerda que hay más que letras de amor, rimmel y purpurina.

Ejemplos de éxito como BAP —las siglas de la banda que en español significan “Absolutamente Perfecto”— o, en menor medida, BTS, hablan a través del amor para hablar de empoderamiento social o lucha social, como generación. Un buen ejemplo lo encontramos en el tema ‘Not Today’.

Herramienta y plataforma

La diferencia principal entre otras y esta “genX” reside en el formato: el smartphone es herramienta y plataforma. El medio desde el que hacemos streaming, pero también soporte para el consumo musical. Ya no necesitamos un soporte físico adicional. Esto se traslada en la personalización: a las interfaces o accesorios que reivindican nuestros gustos.

No en vano, marcas como LG han entendido que para formar parte de una generación que se mueve a velocidad de vértigo, hay que escuchar y entender las tendencias del tiempo. LG ha tomado la decisión de colaborar directamente con la banda, de tomar la parte por el todo y hacer de la experiencia de usuario una oportunidad para reivindicar los gustos propios.

Un ejemplo: desde la app LG SmartWorld, los fans de BTS pueden descargar hasta 7 temas correspondientes a cada uno de los miembros del grupo o acceder a accesorios dedicados por los miembros de la banda, como la funda exclusiva de BTS para el LG G7 ThinQ.

A este Value Pack, instalable en modelos de LG posteriores a 2017 como el LG G7 ThinQ o el LG V30, se suman fondos de pantalla, tonos de BTS y otros contenidos diseñados por el grupo que en breve aterrizarán en la Serie K.

El LG G7 ThinQ ya nació con cierta vocación musical: si los smartphones han entendido que son la nueva microcadena, el G7 ThinQ eleva la apuesta de las pantallas FullHD con un panel IPS Super Bright Display o el sonido estéreo con un Boombox Speaker. Antes compartías un cassette con algún nombre de recopilatorio hortera rubricado con rotulador, shora un enlace de playlist. Del resto ya se encarga el móvil. Y no hay reproductor más versátil que un smartphone con conexión a Internet.

Serie k-pop

Mientras el juego del momento —’Fortnite’ para más señas— acaba de lanzar su propio baile kpop, es fácil preguntarse si el éxito de un estilo musical con denominación de origen es sólo un mito sobredimensionado en tiempos de comunicación frugal.

No parece ser así. Bandas como EXO, Blackpink o Girls Generation hablan por boca de sus fans, llevan la delantera del relato feminista en una sociedad aún embadurnada en misoginia, cuentan con valores de producción y edición que abrumaría a cualquier productora europea y, con cada nuevo single, hacen temblar los cimientos de sus propias carreras. Sólo hay que fijarse en Nu’est, una de esas nuevas tendencias que arrastran miles de fans con cada presentación.

Esa “k” no es sólo el penacho que nos recuerda que llega nueva música de Corea del Sur, es la K del riesgo y la reversión.

LG también supo ver aquí una nomenclatura sobre la que definirse. La serie K de nació con afán de satisfacer un mercado joven, móviles de gama de entrada y media, asequibles y con funciones suficientes para cualquier escenario de uso. Los nuevos LG K11 y LG K9, presentados allá por febrero durante el Mobile World Congress, suben un escalón a lo visto y conocido hasta la fecha.

¿Cómo? A través de funcionalidades como el Low Light Noise Reduction, para fotografiar entornos oscuros como esos fin de fiesta a las mil de la madrugada, Flash Timer Helper para fotos grupales con temporizador inteligente o Flash Jump Shot, función que toma hasta 20 imágenes cada tres segundos y las une para crear gifs.

 

En suma, no solo hay más personas escuchando más música, sino que estamos pasando mucho más tiempo haciéndolo.

La música ya no sólo compone la banda sonora de nuestra vida, es que sin ella sentimos que nos falta algo. Como los selfies y los lemas en apariencia bobos pero que parecen rubricados por nosotros mismos. Sí, seremos una generación pegada al móvil, pero una generación que canta con alegría.

Imágenes | LG

Características

  • Pantalla IPS de 5,3" HD (1280x720)
  • Cuerpo metálico ultrarresistente
  • Cámara principal 13MP y selfie gran angular 100º
  • Sonido envolvente DTS X
  • Certificación militar de resistencia y sensor huellas avanzado
  • Inteligencia artificial real con LG ThinQ

Comprar ahora