Contenidos contratados por la marca que se menciona
Xataka
Contenidos contratados por la marca que se menciona

+info

Nos encaminamos al final de 2020, un año en el que todo parece haber cambiado. Conceptos como teletrabajo o digitalización han estado en boca de todos, debido a un cambio de paradigma auspiciado por una situación de alarma sanitaria que, evidentemente, nadie se esperaba.

Junto a estos dos conceptos, otro ha reinado entre los medios de comunicación especializados en tecnología: productividad. En una nueva normalidad que pasa por la conexión total entre personas y entre estas y sus dispositivos, la optimización de los recursos y la productividad, tanto en el entorno laboral como en el ocio, se revela como algo inherente al presente.


  • Libera tu escritorio y mejora tu postura gracias al brazo ergonómico que permite retracción, extensión; ajuste en altura e inclinación, pivote y giro
  • Resolución 4K UHD 3440 x 2160
  • USB Tipo-C, compatible con todas las marcas y 60W de potencia de carga
  • Colores más vivos y mejor contraste con HDR10
  • Diseño virtualmente sin bordes para una experiencia de uso, más inmersiva y fluida en configuraciones multimonitor

Productividad que puede verse reforzada por la llegada de nuevos conceptos, nuevas formas de entender el ocio y el trabajo. al servicio de todos nosotros. En este sentido, LG WING, bajo la máxima de ‘Dale un giro a tus sentidos‘, se presenta ante nosotros como algo inédito, un smartphone que lleva más allá la innovación de la doble pantalla que podemos ver en otros terminales como el LG VELVET 5G.

LG WING: eficiencia elevada gracias a una doble pantalla diferente

Y lo llevas más allá porque, a diferencia del LG VELVET 5G, el LG WING ofrece un diseño nunca visto anteriormente: bajo la apariencia de un móvil con un diseño propio de la gama alta se esconde algo más. Un giro de tuerca, aunque en este caso sería más propio hablar de bisagra, con el que expandir más allá la eficacia de las tareas que realizamos con el móvil, tanto si están relacionadas con el trabajo como con el ocio: un giro que, con un simple gesto de pulgar, descubre una pantalla que se voltea de manera horizontal, dejando al descubierto una pantalla de menor tamaño en la parte inferior. Imaginemos, para hacernos una mejor idea, la forma de una cruz.

Sin duda, y sin tener en cuenta la primera impresión que queda cuando el primer efecto de giro nos coge desprevenidos, lo que más llama la atención de este dispositivo es esa combinación de dos pantallas OLED de 6,8 y 3,9 pulgadas respectivamente y que deslumbran gracias a varios factores:

  • No cuenta con perforación o notch alguno, puesto que la cámara delantera aparece desde el interior del terminal cuando la lanzamos, por lo que el efecto de inmersión en el contenido es bastante evidente.
  • El panel de ambas pantallas es OLED con todo lo que ello conlleva: negros puros y contraste profundo, ángulos de pantalla amplios, colores realistas…

En esta combinación de dos pantallas es donde el LG WING revela una de sus mejores bazas: la multitarea enfocada a la eficacia y la productividad. Y tenemos que dejar claro que no nos referimos solo a entornos laborales o académicos.

¿Cuántas veces hemos estado viendo algún vídeo en YouTube, hemos recibido un mensaje en WhatsApp y hemos tenido que pararlo para contestar? o acabamos de recibir un correo que llevamos esperando tiempo, o una notificación que nos apetece consultar y no queremos parar el vídeo. Gracias al LG WING y su pantalla giratoria las posibilidades se multiplican.

Todo lo que podemos hacer gracias a la doble pantalla del LG WING

Cada una de las pantallas del LG WING permite manejar de manera independiente las aplicaciones que queramos. ¿Qué ejemplos podemos ver en materia de multitarea gracias a esta doble pantalla?

Aunque parezca obvio, es conveniente advertir que podemos colocar el smartphone de la manera más adecuada según la tarea que estemos realizando. Por ejemplo, para grabar vídeo, una tarea que se ve magnificada por el ‘modo Gimbal‘ gracias al cual podremos capturar imágenes estabilizadas, semejantes a lo que vemos en una película gracias a la Steadicam, lo ideal es mantener la pantalla de menor tamaño abajo, y que sirva, a la vez, de soporte y de control de movimiento de la cámara.

En esta misma posición vamos a encontrar la mejor manera de ver un vídeo y, a la vez, contestar mensajes en WhatsApp o tomar notas. Nunca sabemos cuándo nos va a venir la inspiración para un trabajo. O, simplemente, recordamos algo, tenemos que apuntarlo y no nos apetece parar la reproducción.

Existen, además, algunas aplicaciones que expanden sus funciones a través de las dos pantallas, como por ejemplo la galería o YouTube. Cuando estamos viendo un vídeo propio, a través de la pantalla de menor tamaño podremos realizar tareas básicas, desde controlar su reproducción o aumentar el brillo de pantalla hasta algunas más complejas como editar el vídeo en tiempo real, escribir texto sobre él, colocar stickers o emojis, aumentar la velocidad de una parte del mismo. modificar su formato…

De este modo, el creador de contenidos puede encontrar en el LG WING una de las más eficaces alternativas para disponer de lo necesario para estar al día en su trabajo, grabando sin necesidad de trípode y pudiendo editar el resultado en el momento.

Y gracias a la compatibilidad de conexión con redes de alta velocidad 5G, subir el contenido nada más terminar el trabajo. El consumo de contenidos se exige, hoy día, de  manera inmediata y los que nos dedicamos a la creación de los mismos necesitamos herramientas a la altura de las circunstancias actuales.

Otras aplicaciones que aprovechan las posibilidades de la doble pantalla son los videojuegos. De manera preinstalada, podemos encontrar el título de conducción Asphalt 9. En la pantalla principal tenemos al juego en sí y, a través de la segunda, obtenemos una ruta del juego, pudiendo ver en qué posición nos encontramos en relación con el resto de coches.

 

También podemos colocar el LG WING en manera vertical, con la pantalla de menor tamaño situada a un lado. De este modo, podremos navegar por internet, o ver Stories en Instagram y, a la vez, tomar notas o responder mensajes. Imaginemos que estamos estudiando, o realizando cualquier otra labor, y necesitamos consultar algo: abrimos el navegador y, mientras vemos el tema en cuestión, apuntamos lo que necesitamos en la app de notas que queramos para consultarlas luego.

El LG WING es mucho más

 

Hemos visto que llevar el apartado de la multitarea a otro nivel es posible gracias a la pantalla giratoria del LG WING. Pero este es un terminal que ofrece mucho más:

  • Una triple cámara con tecnología Big Pixel para tomar con poca luminosidad, liderada por una lente de 64 megapíxeles con estabilizador de imagen óptico además de una lente gran angular de 13 megapíxeles y apertura focal f/1,9 y una tercera ultra gran angular de 12 megapíxeles y apertura focal f/2,2.
  • Una cámara selfie pop-up de 32 megapíxeles y apertura focal de f/1,9
  • Procesador Snapdragon 765G construido en 7 nanómetros, con una velocidad máxima de reloj de 2,4 Ghz, acompañado de 8 GB de memoria RAM y 128 GB de almacenamiento interno.
  • Seguridad biométrica a través de sensor de huella dactilar en pantalla.
  • Batería de 4.000 mAh (100% en 150 minutos).
  • MIL-STD 810G: el LG WING ha pasado nueve pruebas de resistencia (incluida una en el que se dejó caer el terminal al suelo desde una distancia de 1,2 metros desde 26 ángulos distintos, y durabilidad para obtener este estándar militar de protección.

Uno no sabe hasta qué punto puede cambiar su manera de consumir y crear contenido multimedia hasta que prueba un dispositivo como el que ha creado LG. De este modo, la marca sigue apostando por ajustar su tecnología a las exigencias del presente, un día a día urgente y tecnificado en el que la eficiencia reina por encima de todo.